25 de septiembre de 2012

PYMES – UNA MIRADA INTERNA

Es más frecuente ver que las empresas hacen un análisis interno, en épocas de caídas en el nivel de sus ventas, que en aquellos momentos dónde todo marcha para arriba.

 

Este error puede ser señalado como un problema cultural, es común escuchar en las Pymes afirmaciones como; “ siempre lo hicimos así “, “ a mi abuelo que inició la empresa, no le gustaban mucho los cambios “; “ no tenemos una metodología de control interno, no nos hace falta “, y muchas más.

 

Ahora bien mis queridos empresarios, hay cuestiones que no son exclusivas de grandes empresas, como tampoco lo son para épocas que no son florecientes como por ej: 1) control en el nivel de gastos, en cantidad y calidad; 2) seguimiento periódico en el nivel de stock; 3) nivel de rotación de los mismos; 4) como están las cobranzas?; 5) como están las relaciones con nuestros proveedores y clientes?; 6) como vemos a nuestro personal ?; 7) como estamos produciendo?, somos eficaces y eficientes?. Estas son solo algunas de las preguntas que se deberían hacer en todo momento, y poniendo especial énfasis en un soporte de sistema que permita efectuar controles en forma rápida, y que brinde información adecuada para la toma de decisiones.

 

Tener respuestas a estos interrogantes, permitirá a las empresas darle solución a los distintos problemas que se presentan en escenarios adversos, momentos en los cuales  las ineficiencias salen a luz rápidamente. A diferencia de lo enunciado anteriormente, cuando el nivel de ventas crece periódicamente, no hay restricción en el nivel de créditos, el costo del mismo es razonable para la actividad, etc. , las empresas intuyen que el negocio es rentable,  lo que seguramente no saben con exactitud es cuanto están dejando de ganar.

 

El no poder cuantificar lo que se está dejando de ganar, es una parte de la película, lo más grave son las consecuencias ante un cambio de escenario inesperado o no tanto. Esto sucede porque las empresas ya vienen con una inercia, y resulta muy difícil poder recortar gastos en forma inmediata, suspender inversiones en equipos/inmuebles, reestructuraciones internas, bajar el nivel de endeudamiento,  entre otras medidas necesarias.

 

Como se ha expuesto, las Pymes también debe tener; 1) Políticas bien definidas y verificables de corto, mediano y largo plazo; 2) Estructuras flexibles para la toma de decisiones; 3) Personal adecuado y comprometido, para trabajar tanto en épocas de escasez, como en abundancia ( mayor compromiso con la empresa ); 4) No tener temor a la modernización de toda índole en la empresa y 5) Ir preparando a la empresa para comercializar tanto en el mercado interno, como en el externo. 

 

 

Jorge Barzola

Lic. en Economía

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »