29 de mayo de 2012

Cobos rompió el silencio sobre la intimidad de sus días como vice

Lejos de la función pública, el ex compañero de CFK en el Ejecutivo recordó su paso por la Rosada. Cómo se gestó el voto no-positivo de la 125.

 

Hace casi cinco meses que abandonó su cargo en el Ejecutivo, pero es uno de los últimos vicepresidentes más recordados de los últimos años. Enemistado con buena parte de los funcionarios y militantes que integran el modelo que lo llevó a compartir la fórmula con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en su primer mandato, Julio Cobos repasó la intimidad de sus días como vicepresidente y se mostró preocupado por la actualidad económica del país.

“Le hablé mucho a Cristina durante la crisis del campo”, confesó el político radical, en una entrevista exclusiva con el canal C5N, mientras recordaba algunas anécdotas del que fuera el punto de quiebre en su relación con el kirchnerismo.

“Yo le dije que fuera al Congreso, no por la 125, sino por el fin de ese dinero”, explicó, en relación al argumento inicial del oficialismo, que defendía lorecaudado por las retenciones al agro en función de su aplicación para obras de Gobierno en Salud y Vivienda. “El país estaba mal e iba haber consecuencias”, aclaró.

Decisión en el Congreso. La pugna entre el campo y el oficialismo se trasladó al Parlamento, que se dividió en cantidades iguales por quienes pedían aprobar las retenciones o no. “Una senadora me propuso que no fuera a la sesión”, contó Cobos. “Yo les dije cómo iba a votar”, comentó.

“Para mí no era fácil la situación. Pampuro me había pedido estirar para que el convenciera al bloque”, relató el ex vice. Sin suerte, el ex vicepresidente recibió una señal desfavorable del entonces senador. Sin un plan claro de cómo seguir, ni un cuarto intermedio que lo eximiera de desempatar la votación, deslizó la frase por la que se lo recordó en adelante: el voto no-positivo por la iniciativa que proponía un sistema de retenciones móviles a las exportaciones.

“Nunca quise protagonismo. Yo quería terminar con un conflicto”, insistió Cobos, al tiempo que prefirió considerar esa controvertida medida como unbeneficio a mediano plazo. “Yo creo que fue bueno para el país y para la presidenta. Acá hay mucha hipocresía en esto. Que digan lo que digan, pero acá había muchos contentos. Se había terminado un conflicto”.

Pagar la traición. En cuanto se conoció la decisión de Cobos de oponerse a la voluntad del Gobierno de sancionar el proyecto de ley, su figura se convirtió en la más denostada, al punto de tratarlo abiertamente de “traidor”, y de poner “palos en la rueda”.

“Mis días de vicepresidente fueron muy ingratos”, comentó Cobos. “Nunca pensé en renunciar”, aseguró el ex compañero de CFK. “Iba a ser un daño institucional muy grande. Reducido a una mínima expresión, pero sin callarme”, prosiguió.

“La Historia se encargará de juzgarte. Lo importante es que te juzgue la Historia y no la Justicia”, parafraseó.

Años después. Asimismo, el ex vice se mostró preocupado por la actual situación económica del país. “No estamos bien. El gobierno se encierra cada día más”, opinó. “Lo que pasa con el dólar no es un síntoma bueno”, evaluó.
 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »