Viernes 24 de Mayo de 2024

Hoy es Viernes 24 de Mayo de 2024 y son las 00:45 -

SALUD

9 de diciembre de 2023

Desde robótica a realidad virtual, la tecnología moderniza y personaliza la rehabilitación física que realizan los kinesiólogos

En los últimos años, la rehabilitación kinesiológica intensiva con sistemas tecnológicos ha revolucionado la forma en que los pacientes con lesiones neurológicas, como accidentes cerebrovasculares y lesiones de la médula espinal, abordan su recuperación. Estos sistemas ofrecen una serie de ventajas clave en el proceso de rehabilitación, brindando una terapia precisa y altamente personalizada.

Uno de los aspectos más destacados de esta rehabilitación es su capacidad para ofrecer precisión y repetición controlada en la terapia. “Los dispositivos tecnológicos pueden ajustar con precisión el rango de movimiento y la intensidad de las articulaciones, adaptándose a las necesidades individuales de cada paciente. Esto es fundamental para la recuperación de las funciones motoras y la mejora de la movilidad” explicaron referentes en el área del Colegio de Kinesiólogos de la Provincia de Buenos Aires (CoKiBA).

‘’En cuanto a las tecnologías aplicadas a la rehabilitación, son herramientas de apoyo que aportan un feedback a través del dispositivo, resultando una actividad lúdica, adaptadas o no y muchas veces competitiva. Estas actividades resultan de intereses sobre acciones que se realizaban antes de su actual condición de salud y/o que le resulten motivadoras’’, dijo Gastón Espil Mauco, Jefe del Servicio de Terapia Física del Instituto Nacional de Rehabilitación ubicado en la ciudad de Mar del Plata.

‘’Se pueden encontrar diversos dispositivos, desde una computadora convencional o un televisor con hardware específico para sensar movimientos, como las más conocidas de venta comercial, algunas específicas para rehabilitación, celulares con aplicaciones, entre otros’’, informó además la Licenciada Erina Richioni, Coordinadora del Laboratorio interdisciplinario de Tecnologías y Referente de Tecnología asistiva del Servicio de Terapia Física.

La monitorización y el seguimiento son esenciales en el proceso de rehabilitación. Se registran datos precisos sobre el progreso de los pacientes a lo largo del tiempo, lo que permite a los terapeutas hacer un seguimiento detallado de la evolución y ajustar el tratamiento según sea necesario. Esto proporciona una base sólida para la toma de decisiones informadas en el tratamiento.

‘’Se aplica principalmente a pacientes que tengan interés en la propuesta. Se pueden utilizar en distintas áreas de intervención, tanto en rehabilitación neurológica, deportiva, traumatológica, pediátrica. Lo principal es el objetivo que se quiere alcanzar, luego se crean las actividades o propuestas que se adapten a las posibilidades del paciente’’, agregó la Licenciada María Belén Lino, miembro del espacio de tecnología e Instructora de residentes de kinesiología del InaRePs.

La motivación y el compromiso del paciente son fundamentales para una recuperación exitosa. A menudo se incorporan juegos y actividades interactivas que hacen que la terapia sea más atractiva y motivadora. Esta característica ayuda a mantener altos niveles de compromiso y constancia en el proceso de rehabilitación, lo que es crucial para alcanzar los objetivos de recuperación, explicaron las kinesiólogas referentes del CoKiBa.

También se destaca por su capacidad de ofrecer una rehabilitación altamente personalizada. Los terapeutas pueden diseñar programas de recuperación que aborden las limitaciones específicas de movilidad, fuerza o coordinación de cada paciente, adaptando el tratamiento a sus necesidades individuales.

‘’El uso de la tecnología se utiliza cuando el paciente se beneficia de la misma, tanto de manera motivacional como además para el alcanzar el o los objetivos terapéuticos. Muchas veces los software tienen un refuerzo positivo al finalizar la actividad’’, afirmó la Licenciada Lino.

Aunque la rehabilitación intensiva con sistemas tecnológicos ha demostrado ser efectiva en muchas situaciones, es importante recordar que no es adecuada para todos los pacientes y no reemplaza la experiencia y el juicio de un terapeuta físico capacitado. La decisión de utilizarla debe basarse en una evaluación individual y en la recomendación de profesionales de la salud.

En resumen, la rehabilitación intensiva con sistemas tecnológicos representa un avance significativo en el campo de la rehabilitación física. Con su capacidad para ofrecer precisión, motivación y terapia personalizada, está ayudando a numerosos pacientes a recuperar la movilidad y mejorar su calidad de vida en su camino hacia la recuperación.

En nuestro país hay centros como el Instituto Nacional de Rehabilitación Psicofísica del Sur (InaRePs), la Asociación Civil ALPI, el Centro de Medicina Física (CEMEFI), la Clínica Pasteur de Neuquén, el Hospital Lucio Molas de La Pampa, el H.I.R.Pa.Ce. de Salta, las clínicas de Rehabilitación Integral CRIA y ALCLA, el Centro Santa Ana de Entre Ríos, entre otros, que ya implementan la tecnología como forma de apoyo o asistencia, así como también como medio para alcanzar objetivos terapéuticos, desde lograr un movimiento, mejorar el equilibrio o una función. 

COMPARTIR:

Comentarios