13 de abril de 2012

España alerta por una "ruptura fraternal" ante el avance sobre YPF

Tras la reunión que mantuvo con el embajador Carlos Bettini, el canciller español reiteró que considera una "agresión" la supuesta intención del Gobierno de reestatizar la petrolera

 

El ministro de Asuntos Exteriores del gobierno español, José Manuel García Margallo, advirtió al embajador argentino Carlos Bettini que la violación de la seguridad jurídica de las empresas españolas en la Argentina será considerada una agresión ante la que tomarán medidas.

 

Tras el encuentro de no más de una hora mantenido entre los diplomáticos por la presunta estatización de YPF por parte del Ejecutivo nacional, el funcionario español indicó que "es hora de estudiar las medidas que habrá que adoptar si la negociación fallase".

 

"La ruptura de una negociación entre España y la Argentina no sería sólo una ruptura en términos económicos, sería la ruptura de una relación fraternal que hemos tenido en mucho tiempo, por lo tanto para nosotros es una ruptura es el peor de los escenarios", advirtió el diplomático.

 

 

En ese sentido, García Margallo se mostró confiado en retomar la discusión política al respecto pero alertó que un hipotético desacuerdo con la Argentina "iría más allá de una simple cuestión económica".

 

Agregó que solicitó ayuda a sus socios internacionales y que estableció contactos conEstados Unidos  y México.

 

El diplomático reveló que las reuniones entre España y Argentina fueron prácticamente diarias desde que se desató el conflicto a principios de este año.

 

El titular de Exteriores  reconoció que si bien comprende la preocupación energética de la Argentina, "existe un reconocimiento de interés mutuo, porque es un tema que importa también a España".

 

Por tal motivo, espera que ambos países lleguen a una solución dialogada, aunque reconoce que no está del todo clara cuál es la situación actual.

 

La reunión con Bettini se concretó luego de que García Margallo lo citara para que dé certezas sobre la intención argentina de avanzar sobre la petrolera, luego de los rumores que circularon el jueves sobre que Cristina Fernández de Kirchner iba a anunciar la estatización de la empresa, cuyo mayor paquete accionario maneja la española Repsol.

 

Por su parte, el secretario de Estado para la Unión Europea (UE), Iñigo Méndez de Vigo, advirtió que la Argentina se va a convertir en un "apestado internacional" si avanza sobre la compañía de hidrocarburos, porque "romper las reglas de juego tiene un costo".

En ese sentido, la delegación de la UE en Buenos Aires se puso en contacto con el gobierno argentino para buscar una solución que no altere las relaciones comerciales. Sin embargo, por el momento descartó tomar medidas contra el Gobierno argentino.

Por su parte, la española Repsol envió un comunicado en el que confirma que hasta el momento no recibió ninguna notificación por parte de las autoridades argentinas en relación con su participación accionaria en YPF.

El jueves, el ministro de Industria, José Manuel Soria, calificó de hostil la actitud del gobierno argentino y no descartó aplicar sanciones diplomáticas.

 

13 de abril de 2012 10:30
 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »