POLITICA

26 de julio de 2013

“Hay que prohibir que se sigan incrementando las tragamonedas”

Así lo afirmó el titular de la CC-ARI bonaerense, Walter Martello, durante una recorrida por Junín y Chivilcoy. Afirmó que hay candidatos kirchneristas, massistas y macristas vinculados a empresarios del juego

“Hay que prohibir que se sigan incrementando las tragamonedas”

Así lo afirmó el titular de la CC-ARI bonaerense, Walter Martello, durante una recorrida por Junín y Chivilcoy. Afirmó que hay candidatos kirchneristas, massistas y macristas vinculados a empresarios del juego

El titular de la Coalición Cívica –ARI y presidente de la bancada de diputados provinciales de esa fuerza política, Walter Martello, recorrió las localidades de Junín y Chivilcoy, apoyando a los candidatos locales José María Banfi, y Laura Fernández Cagnone.


Martello expuso algunos de los proyectos que viene impulsando desde el año 2006 para regular –y estatizar- el negocio del juego en la Provincia e hizo un llamado de atención respecto al descontrolado incremento del parque de máquinas tragamonedas tanto en el Conurbano como en el interior.


“Mientras en distintos países del mundo se impulsan acciones para limitar la oferta del juego, el gobierno bonaerense permite que esta actividad prolifere de forma descontrolada. Se están instalando cada vez más maquinitas y las consecuencias la vemos en ciudades como Chivilcoy, con casos de gente que se suicida por problemas con el juego”, agregó Martello.

Algunos números hablan por sí solos. Del último reporte de la principal empresa de juego en la Provincia, surge que en México, producto de las regulaciones, el parque de máquinas tragamonedas de esa firma pasó de 19.527 en enero de 2012 a 16649 a mayo de este año, es decir 2878 unidades menos (-14%). La reducción también se dio en España: de 12449 a 11.479 (-7%), Ahora bien, en territorio bonaerense,se registró el proceso contrario. El parque de tragamonedas de esta empresa española pasó de 5279 en enero de 2012 a 6243, unas 964
máquinas más (+18%).


En su recorrida por Chivilcoy y Junín, Martello también explicó la forma en la que Scioli beneficio a los propietarios de las salas de juego que funcionan en el noroeste provincial, al renovarle las licencias de forma automática hasta por 15 años, a cambio de un irrisorio canon. En esa región la actividad está concentrada en muy pocas manos. Más precisamente, dos empresarios manejan los hilos del negocio: el radical macrista Daniel Angelici (Pergamino) y Daniel Mautone (Chivilcoy), muy cercano al kirchnerismo. Además, estos dos empresarios serían socios en la administración del bingo de Ramallo y Angelici viene negociando con el intendente Mario Meoni (Junín), de quien es amigo personal, la instalación de tragamonedas en ese distrito. Mautone y Angelici también son socios en la firma Desarrollos Maipú SA, empresa que explota el casino del Hotel Arena Maipú de Mendoza.

Estos empresarios, además, tienen otro socio en común: Aurelio Serra, que en el último lustro habría hecho importantes operaciones comerciales con el zar kirchnerista del juego Cristóbal López, al punto que le habría vendido al menos dos de sus salas: Los Polvorines y Pinamar.


“En definitiva, el negocio del juego tiene la particularidad de cobijar, bajo el mismo paraguas, a kirchneristas, macristas, massistas y representantes de las más diversas tendencias políticas. Por eso no es casualidad que en estas elecciones, en diferentes fuerzas políticas, haya candidatos vinculados a empresarios que regentean máquinas tragamonedas”, dijo Martello.


El diputado concluyó: "En algunos casos los candidatos estuvieron involucrados en causas judiciales por solicitar presuntamente dinero a las empresas, en otros utilizan oficinas alquiladas por el presidente de Boca Juniors".

 

Chivilcoy 26 de Julio de 2013

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »