24 de noviembre de 2012

EL TEATRO MUNICIPAL TRINIDAD GUEVARA CELEBRO SU ANIVERSARIO NUMERO 32 CON UNA NOCHE DE GALA

En la noche de ayer, el Teatro Trinidad Guevara festejó un nuevo año de su existencia convocando a gran cantidad de público que se dio cita para disfrutar de una velada realmente grata.

 

La apertura del programa fue hecha por su Directora, la Profesora Alejandra Rosso quien entre otros conceptos manifestó:” En un día como el de hoy pero hace 32 años se inauguró esta sala con la representación de la obra “La mujer de oro” con la actuación de un grupo local. Las personas que me antecedieron en este lugar hicieron posible que hoy estemos en este espacio que continuamos tratando de mejorar día a día entre todos.”

Se recordaron, además a las autoridades que hicieron posible hace 32 años la puesta en valor de la sala que enorgullece a todos los lujanenses: el Intendente  Silverio Pedro Salaberry, la Directora de Cultura Elsa Araujo de Prince y al Director del Teatro Hugo Rosso.

A continuación se dirigió a los presentes el Director de Extensión y Transferencia de la Universidad Nacional de Luján, Juan Carlos Cuevas, para proseguir después con la actuación del Cuarteto de Violonchelos “Riccio” bajo la dirección del Maestro Sergio Martínez Reyes.

 

Se proyectó en ese momento una secuencia del recordado filme argentino El amor nunca muere, donde la actriz Zully Moreno, acompañada por Carlos Cores interpreta a la actriz rioplatense Trinidad Guevara, que generó un aplauso cerrado por la excelente idea.

 

Luego, Nancy Schettino, Directora del Elenco Estable del Teatro de la Universidad Nacional de Luján se refirió también a Trinidad Guevara, para dar paso a la sublime actuación de la Orquesta de Cámara de la Universidad Nacional de Luján, bajo la dirección del Maestro Juan Manuel Bellonés.

 

Al culminar la velada, el público pudo recorrer las instalaciones del Teatro especialmente las nuevas obras que se realizaron que incluyen un nuevo camarín  y una salida desembarco que desde el escenario sale directamente hacia la calle Bartolomé Mitre, facilitando el ingreso y la salida no solo de los actores, sino y fundamentalmente de la escenografía, que anteriormente debía hacerse a través de la sala, complicando su armado.

 

COMPARTIR:

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »